Justicia, Patria y Libertad

Justicia ¿dónde estabas cuando te hablaron de Cuba y su cruel sistema dictatorial?
Ausente, distante, ciega, sorda quizás.
Es muy fácil, sumamente fácil dar la espalda a los desposeídos, aliarse a los matones de turno que ostentan el poder, para conseguir beneficios económicos. Así va el mundo moderno de hoy, lo que se impone es lo épico, hacerse la foto junto al matón de turno y luego aparecer en el titular que recorre medio mundo en la presa libre de expresión, pero esclava de los intereses económicos y políticos.
El mundo va muy mal si espera a socorrer solo lo que salta a la vista de todos, lo que no se puede amañar, enmascarar o esconder, los desastres llegan por cualquier vía, por la natural (terremotos, huracanes) a nuestro país le ha llegado por la vía política (encarcelamientos, represión, corte de libertades, hambruna, ineficiencia económica) Cuba sufre un desastre de incalculable magnitud, pero ahí están todos observando con extrema pasividad y los incautos hasta se atreven a la alabanza de este horror.
Parece que el interés económico todo lo puede, cuánto dolor e impotencia debe sentir un ser humano tirado a su suerte en una mazmorra, cumpliendo una condena desproporcionada por haber cometido un acto totalmente lisito, defender sus derechos y libertades, hacer uso de la expresión para decir lo que siente, no sé que resulta más doloroso, morir repentinamente por la acción violenta, por un terremoto o poco a poco en una cárcel rodeado de tratos crueles, inhumanos y degradantes.
A los cubanos nos duele y mucho el tiempo, parece que fue ayer cuando se desato el primer éxodo masivo conocido por “El Mariel” en aquel entonces los que poseían la mayoría de edad (21 años) para decidir si se iban o no libremente, ahora tienen 51 años, unos han pasado toda una vida en el extranjero, alejados de sus seres queridos y de la amada tierra que los vio nacer, otros los que optaron por quedarse, a lo mejor pensado ilusamente que al horror le quedaba poco, han visto como ha pasado su vida sin ver el añorado reencuentro con sus familiares y amigos exiliados, sin obtener ningún beneficio o prosperidad. A cambio ya han entrado ambos colectivos (los de allá y los de aquí) en la cuenta atrás de esta sola y única vida que se nos otorga en la tierra a todos los mortales.
¿Qué le queda por hacer a esta generación? Esperar pacientemente, unos desde su libertad, otros desde el cautiverio de la expresión y la acción. Es justo resignarnos a la violencia que está ejerciendo a diario la dictadura y sus lacayos contra los opositores para evitar el cambio tan necesario dentro de la isla. O sería más justo y efectivo ejercer todos nosotros la violencia para precipitar ese cambio.
¿Hay que dar un manotazo en la mesa política mundial, para que se nos oiga?, ¿Es aconsejable abandonar un poco la prudencia y moderación en los diferentes ámbitos políticos, para que se nos tenga más en cuenta?
¿Qué hacer cubanos? Nosotros podemos, somos un gran ejercito de millones de exiliados, unámonos todos por un solo propósito, lograr una patria libre. Dejemos a las nuevas generaciones este gran legado, un país auténticamente libre y soberano.

4 comentarios:

Ruta Veintyseis dijo...

Brabo guillemaro y un abrazo fraternal en el dia del amor y la amistad, de este su amigo de corazon Ranulfo Ramirez.
No se puede sentir mucho amor por esta humanidad indolente que como Usted dise en su articulo, nos a dado la espalda, porque no somos violentos, no ponemos muchas bombas, no nos esplotamos en un lugar publico para matar dozenas de civiles como hacen los que el mundo expone como unicas victimas de la maldad de goviernos.
Cuba sufre, el mundo la ignora, la prensa libre no toma interes en nosotros.
En fin, feliz dia del amor que no nos dan, feliz dia de la amistad que en ves de darnosla anosotros se la dan a los sanguinarios del govierno dictatorial de los Castros. Ranulfo Ramirez...

Responder
angel collado ruiz dijo...

justicia te vas para no volver
cuando debes llegar no llegas
y a veces llegas sin querer

Rubén del rio

Una filosófia de la hipocrecía del mundo. No hay justicia entre los humanos, solo una espera .algún día se cumplirán los ciclos y volveremos al punto de la libertad .

Un saludo. Que tengas bonito día del amor y la amistad. angel

Responder
Anónimo dijo...

GUARACHERO DE REGLA
La impresión es que cada vez el régimen deberá pagar costos políticos internacionales más altos para frenar la oposición interna, y cada vez esta podrá más rápido reconstruirse. Por eso la tendencia a la transformación del régimen político puede ser inexorable.

Responder
Alma Mateos Taborda dijo...

¡Cuánta razón tienes amigo, dura verdad! Bravooo por decirlo a voces. Ojalá esto cambie algún día.Un abrazo.

Responder

Publicar un comentario en la entrada

Comente: Su opinión es importante y bienvenida.
Si quiere responder a algún comentario siga el hilo, no abra un nuevo comentario.
Aquí no moderamos los comentarios por lo que pedimos disculpas a los que se puedan sentir ofendidos.