La primavera sigue negra 7 años despues.

Sobre unas 30 mujeres integrantes del colectivo "Damas de Blanco" fueron detenidas cuando se manifestaban en el barrio de Párraga, municipio Arroyo Naranjo de Ciudad de la habana, donde se encuentra situada la iglesia de Santa Barbara, el objetivo era pedir pacíficamente la liberación de los presos políticos encarcelados durante la ola represiva desatada por el régimen cubano, conocida como la primavera negra de 2003.

La dictadura cubana tiene la obligación como cualquier estado de respetar los diferentes foros políticos, de oír las ideas de todos los ciudadanos cubanos sin que ello implique un delito y sin que por ello se tomen represalias contra estas personas.
El mal llamado gobierno cubano no puede seguir ejerciendo su arrogancia homicida contra todos los ciudadanos que disiente del discurso oficialista, ese discurso totalitario tiene que dar paso a nuevas ideas y proyectos en la isla, la dictadura es ya un elemento anticuado, envejecido y agresivo que hace muchísimo daño al futuro de Cuba.
Se impone en la isla un cambio hacia la recuperación material, una proyección de futuro para instaurar en Cuba la modernidad que requieren estos tiempos.
No tiene sentido llamar mercenarios a los ciudadanos que no creen en los dirigentes del país, ni mantener encarcelados a personas por solo expresar su punto de vista e intentar participar en una propuesta política diferente y con mas futuro, la patria es de todos, no pertenece en exclusiva a una familia.
51 años son mas que suficientes para que el pueblo se de cuenta que el proyecto político impuesto en Cuba no va a ningún sitio, durante mas de medio siglo se han transitado por épocas de bonanza económica soviética, se han concedido al país prestamos millonarios muy favorables que nunca se pagaron y que se derrocharon en bienes efímeros, en guerras extraterritoriales y caprichos personales, nunca se ha administrado eficientemente ningún proyecto en el país, pareciera que la eficiencia de la cúpula gobernante y sus cuerpos represivos solo se hace loable en la ejecución de la represión y en echar la culpa de los fracasos a los estados unidos.

Cada día habrá más oposición, más manifestaciones públicas de descontento popular y se irá perdiendo más el miedo. Hasta que se rompa el mito de lo invencible y el espíritu incontenible de la libertad por tanto tiempo reprimido en el pueblo de Cuba, arrase con los escombros de lo que fue en su día un proyecto diabólico que le robo la libertad y le arrebato la dignidad a todo un pueblo.
.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Nosotros los exiliados tenemos una tarea muy importante y no es precisamente sentarnos a espera que pase el tiempo.
MANDAR A CUBA EL DINERO ESTRICTAMENTE NECESARIO PARA SOBREVIVIR.
DISMINUIR DRASTICAMENTE LAS LLAMADAS TELEFÓNICAS A LA ISLA.
VIAJAR A CUBA SOLO EN CASOS DE FUERZA MAYOR.
ENVIAR SOLAMENTE MEDICINAS NECESARIA Y RESTRINGIR LOS ENVÍOS DE BIENES DE LUJO.
Esta actitud seria nuestro grito disidente contra la dictadura, esta actitud seria nuestro homenaje a Zapata, esta actitud seria nuestra solidaridad y apoyo para que Coco Fariñas deponga su huelga de hambre, esta actitud seria nuestra confrontación contestataria mas efectiva para derrocar la iracunda dictadura que nos oprime a todos los de allá y los de aquí. Acostémonos con nuestras conciencias tranquilas no cooperemos con la dictadura, sobreponerse a nuestros sentimientos hoy salvara la vida de muchos cubanos mañana.

Responder
Anónimo dijo...

La primavera negra del 2003, 2004, 2005 y así sucesivamente hasta el 2010, una con arrestos, otras con palizas pero en fin negras todas, en Cuba hay un problema muy serio que juega a favor de la dictadura y es la desinformación, esa señora que comenta Yoani en su post que expresa “la gusanera esta revuelta” no hace mas que pedir a viva voz con su actitud irresponsable y analfabeta políticamente hablando sigan jodiéndome, matenme de hambre, secuestren mi opinión.
La ciudadanía cubana, en su mayoría los de avanzada edad son hábilmente utilizados por la dictadura dado su precariedad informativa y sus innumerables prejuicios y temores que han arrastrado muchos sin apenas darse cuenta durante 51 años y duele decirlo, pero son ellos los únicos responsables de todo este lastre, ellos en su día allá por los 59-70 se dejaron manipular y engañar al antojo de Fidel, le lamieron disciplinadamente el culo a su comandante en jefe y eso dio lugar a todo este despropósito y destrucción que vive hoy Cuba. Pero hay esta la juventud aguerrida para rectificar esta pagina mediocre y sangrienta de mas de medio siglo sin hacer mas nada que levantarnos, quejarnos, dejarnos engañar y acostarnos mansamente cual cordero en su corral.

Responder
Anónimo dijo...

EL CAMBIO ESTA EN LA CALLE:

Nuestro deber como cubanos y seres humanos que amamos a nuestro prójimo es hacer todo lo que esté a nuestro alcance para apoyar a los que sufren, a los que padecen persecución y cárcel por sus ideas. Cómo puede uno llamarse humano o cristiano si ni siquiera es capaz de apoyar, con esta marcha, a las dignas mujeres llamadas Las Damas de Blanco?. Verlas sufrir, ser empujadas, maltratadas, golpeadas, vilipendiadas y quedarnos impunes sin hacer nada? Qué clase de seres humanos somos nosotros? Esta marcha reafirmará nuestra solidaridad con los que sufren, con nuestros hermanos que cumplen prisión draconiana e injusta sólo por el delito de pensar diferente. NUESTRO DEBER ES MARCHAR!

Responder

Publicar un comentario en la entrada

Comente: Su opinión es importante y bienvenida.
Si quiere responder a algún comentario siga el hilo, no abra un nuevo comentario.
Aquí no moderamos los comentarios por lo que pedimos disculpas a los que se puedan sentir ofendidos.